Según el Banco de España, las tarjetas revolving son una modalidad de tarjeta de crédito, cuya principal característica es el establecimiento de un límite de crédito cuyo disponible coincide inicialmente con dicho límite. Suele oscilar entre 600 y 6.000 euros, aunque algunas entidades bancarias lleguen a permitir u ofrecer hasta 30.000 euros (estos importes se

Estos riesgos han arruinado a muchos usuarios de tarjetas revolving, que se han visto atrapados en una espiral de deuda. Por eso, cada vez es más frecuente reclamar por este tipo de instrumentos. Las principales vías para recuperar tu dinero perdido en estos productos son: Ley de Azcárate. Los elevados intereses que se aplican con estas tarjetas permiten su